• 25siete

Vacuna contra COVID-19: Cuba prioriza la cobertura por sobre la eficacia

Actualizado: feb 9

La estrategia de la isla apunta a inmunizar a muchas personas con una vacuna propia que supere el 50% de eficacia.

“Más importante que tener una vacuna con el 95% de eficacia de BioNtech-Pfizer o el 94% de Moderna -que Cuba no podría adquirir por el bloqueo de Estados Unidos-, es tener una que cumpla con los estándares que exige la OMS, de más del 50%; pero que se le pueda administrar a la mayor cantidad de población posible”, explicó el virólogo cubano Amílcar Pérez Riverol.


El experto, quien también es investigador de la Universidad Estatal Paulista (UNESP), señaló que frente a la altísima demanda mundial de billones de dosis -entre las que potencias como Canadá e Inglaterra se aseguraron ya cobertura para más del 300% de su población- la apuesta de Cuba le parece correcta. De esta forma espera que el país, además de inmunizar a su población y destrabar actividades económicas frenadas por la pandemia, podría entrar al mercado con este producto biotecnológico.


En una entrevista publicada por la agencia alemana DW, el científico se refirió la estrategia de la isla para el control de la pandemia por medio de la inmunidad poblacional extendida. En ese sentido destacó que el Polo Científico de la Habana cuenta con “know how, experiencia e infraestructuras de más 30 años de trabajo en la biotecnología”, lo que le permite “completar todo el circuito para desarrollar una vacuna, desde la investigación preclínica y clínica, hasta la producción”.


El programa de inmunizaciones cubano incluye once vacunas (para la prevención primaria de trece enfermedades), ocho de las cuales son producidas en ese país, que participa de la carrera mundial por la vacuna contra COVID-19.


Actualmente Cuba, con unos 300 nuevos casos diarios de personas infectadas, no ha comenzado a vacunar y está a la espera de los candidatos vacunales que viene desarrollando: Soberana 01, Soberana 02, Mambisa y Abdala.


Riverol señaló que Soberana 02 es el más avanzado de los cuatro y que se trata de la única vacuna conjugada, que combina el RBD (receptor-binding domain o región de unión al receptor que induce la mayor cantidad de anticuerpos neutralizantes) con el toxoide tetánico, que potencia la respuesta inmune. Esta vacuna, que está fase II, promete resultados positivos y tempranos (a los catorce días) que la han puesto al frente de la carrera entre los cuatro candidatos cubanos.


No obstante, señala DW, el científico ha mostrado una actitud más cauta en relación a los anuncios hechos las autoridades del país.

Publicación original 29/01/2021